Login

Usuario
Password *
Recordarme

AEAFMA (Asociación Española de Agentes Forestales y Medioambientales)

Homenaje al compañero que falleció el World Ranger Day

AddThis Social Bookmark Button

Fuente: Heraldo

El Agente Forestal que se atrevió a enfrentarse a la alcaldesa de La Muela

Homenaje al compañero que falleció el World Ranger DayAyer falleció Sergio Ramos Antón, el agente de protección de la naturaleza que denunció los desmanes ambientales cometidos en La Muela durante los años en los que ir contra los intereses de María Victoria Pinilla tenía un coste personal muy importante.

Como cada 31 de julio, ayer miércoles se celebró el Día Mundial de los Agentes Forestales. El destino quiso que en esa fecha tan señalada para este colectivo falleciera a los 57 años Sergio Ramos Antón, un agente de protección de la naturaleza del Gobierno de Aragón que durante más de 30 años trabajó por la defensa del medio natural y que se enfrentó a los desmanes ambientales cometidos en La Muela en los años en los que ir contra los intereses de María Victoria Pinilla -la exalcaldesa condenada a 16 años de cárcel por diversos delitos de corrupción- tenía un coste personal muy importante.

Ramos estuvo destinado durante mucho tiempo en La Muela, pero también trabajó en otras zonas de la Comunidad como Herrera de los Navarros o, en los últimos años, Sariñena, donde ejercía como coordinador medioambiental de Los Monegros. Sus compañeros destacan de él que era “un buen funcionario que hacía lo que tenía que hacer”, aunque a veces eso le generase problemas.

“Sergio no tenía reparos en ir directamente al juzgado cuando pensaba que se había cometido algún delito, y eso nunca ha gustado porque nuestros superiores prefieren que antes pasemos por su mesa”, explica otro veterano agente de protección de la naturaleza (APN). “Si en este país todos los funcionarios fueran como él, otro gallo nos cantaría”, insiste.

Esa determinación le llevó a denunciar los excesos ambientales que se cometieron en La Muela durante el gran 'boom' urbanístico del municipio, la época en la que María Victoria Pinilla gobernaba a su antojo e ir contracorriente suponía complicarse mucho la vida. Muy pocos se atrevieron a hacerlo, y él fue uno de ellos. 

"Sergio fue de los primeros que denunciaron lo que estaba pasando en La Muela, sobre todo en los terrenos del polígono industrial Centrovía", recuerda el alcalde del municipio, Adrián Tello. "Intentó poner freno a todas las ilegalidades que luego salieron a la luz, pero no pudo pararlas.... ni pudo él ni pudo nadie hasta que actuaron la Policía y los tribunales".

“Una labor que sí reconoció la actual corporación municipal de La Muela, que desde su área de Medio Ambiente mostró su agradecimiento a Sergio cuando éste se trasladó a Sariñena”, ha reconocido por su parte Comisiones Obreras. El sindicato al que perteneció Sergio lo ha recordado como alguien que “siempre estuvo orgulloso de su condición de funcionario, del indispensable servicio que prestaba como empleado público”. “Luchó por el colectivo de APN desde CC. OO. tanto como lo hizo por el medio ambiente desde su puesto de trabajo”, han destacado desde esta organización.

La Asociación de Agentes de Protección de la Naturaleza de Aragón ha lamentado el fallecimiento de Ramos en sus cuentas de Instagram y Twitter. 

Las inquietudes de Ramos le llevaron a participar en negociaciones y movilizaciones, fue miembro de la Coordinadora Estatal de Agentes Forestales de CC. OO., realizó cursos de formación para opositores… También formó parte de la brigada de investigación de incendios forestales del Gobierno de Aragón.

El periodista Rubén Ramos, hermano del fallecido, también ha querido despedirse de él públicamente. “Me enseñó muchas cosas, el amor por Aragón, fue el primero en hablarme del aragonés, me enseñó también muchas cosas sobre una de sus pasiones: la naturaleza (…) Sus conocimientos sobre ornitología eran enciclopédicos”, escribió ayer miércoles en las redes sociales. “Como le decía hoy un compañero suyo a mi apenado padre, era todo un referente para su profesión y para la lucha por el Medio Ambiente. Hoy tenemos los ojos vidriosos por tantas lágrimas derramadas y tanta angustia acumulada. Pero hoy, mañana, y siempre, lo recordaremos con orgullo y con esa socarronería que siempre le acompañaba”.