Login

Usuario
Password *
Recordarme

AEAFMA (Asociación Española de Agentes Forestales y Medioambientales)

CSIF acusa a la Junta de incumplir su propia instrucción y poner en riesgo a los Agentes de Medio Ambiente

AddThis Social Bookmark Button

Fuente: La Razón

El sindicato denuncia el «uso abusivo» de los turnos en solitario en vez de en pareja que achaca a la falta de personal

CSIF acusa a la Junta de incumplir su propia instrucción y poner en riesgo a los Agentes de Medio AmbienteCSIF-A ha advertido al Gobierno andaluz de su rechazo a que una decisión que afecta al ámbito rural pase a convertirse de caprichosa a permanente. El sindicato denuncia, en un escrito dirigido a la Consejería de Medio Ambiente y Ordenación del Territorio al que ha accedido LA RAZÓN, el «uso abusivo» de «la asignación individual y no en pareja», en los turnos que realizan los funcionarios que prestan sus servicios como agentes de Medio Ambiente y, en ocasiones, también miembros del personal laboral de la categoría de celadores forestales.

Se trata de empleados que se encargan del control y la vigilancia de los parques naturales y del resto de espacios protegidos que salpican la comunidad, además de luchar contra prácticas como el furtivismo.

Han pasado en algunas provincias, según CSIF-A, de trabajar de dos en dos a hacerlo en solitario, pese al «claro riesgo» que ello entraña si se quedan incomunicados, por ejemplo, y de que existe «una instrucción de la propia Junta que establece lo contrario», asegura el presidente del sector autonómico de la Administración general de la Junta de la organización sindical, Enrique Álvarez de Toledo. En el trasfondo de este «abuso de dicha forma de reorganización», una cuestión: la falta de personal y el hecho de que «no se cubran las vacantes provocadas, sobre todo, por jubilaciones», apunta el dirigente de CSIF-A.

Por ello han reclamado al Ejecutivo autonómico que les detalle «las demarcaciones en las que esto se lleva a cabo con mayor frecuencia» y les aclare si «esta medida se prolongará» en el tiempo, además de haber pedido «una reunión» para tratar el asunto.

Y no se han quedado ahí. Critican que haya sido el mutismo la respuesta a otro escrito previo que el sindicato dirigió el pasado 1 de febrero al viceconsejero del departamento.

Un estruendoso silencio de varios meses que le han traslado al Defensor del Pueblo Andaluz, Jesús Maeztu, al que también han avisado de que el Gobierno regional recurre en exceso a «determinadas perrogativas en materia de organización» de la labor de estos agentes y de los celadores forestales. De nuevo por escrito, han transmitido a Maeztu que las carencias de plantilla se han traducido en que ese personal trabaje solo, lo que aumenta las posibilidades de que se encuentren en situaciones de «indefensión», en las que no puedan informar de problemas de salud, en el vehículo que usen, o de otras coyunturas de peligro.